Portada » Consejos y estrategias » El exceso de trabajo podría matarte
Consejos y estrategias

El exceso de trabajo podría matarte

Una periodista japonesa murió después de trabajar muchas horas extra y sólo descansar dos días en un mes.

Uno de los países donde más gente y más industrias hay es Japón, donde el exceso de trabajo ya se ha convertido en un mal de salud pública.

Se acaba de hacer público un caso de una mujer periodista de 31 años, quien trabajaba en la cadena NHK. Murió en 2013 debido a las largas jornadas de trabajo y la falta de descanso, pues sólo descansó dos días en un mes.

La cadena de televisión dijo que la periodista se encargaba de la información local y cubrió un poco más de un mes el periodo de las elecciones al Gobierno de Tokio y de la Cámara Alta del Parlamento.

NHK reconoció que informa tres años después de este fallecimiento y que las autoridades dicen que se trata del síndrome de Karoshi (muerte por exceso de trabajo en japonés).

La cadena pública dijo también que la muerte de la compañera es algo serio y que se “está revisando el sistema de trabajo de los empleados para introducir cambios y así garantizar la salud de los trabajadores”.

Síndrome de Karoshi

Karoshi es una palabra que en japonés significa “muerte”. De acuerdo con el consejo Nacional en Defensa de Víctimas Karoshi, este padecimiento ha terminado con la vida de más de 10 mil personas.

La principal causa para que una persona muera por Karoshi es la falta de sueño.

Si una persona no duerme sus ocho horas, no se alimenta adecuadamente y además no toma descansos entre horas de trabajo, puede correr el riesgo de tener enfermedades del corazón, desórdenes inmunológicos, diabetes y hasta cáncer.

Otros factores que aumentan el riesgo de muerte pueden ser la ansiedad, no tener tiempo libre o vivir sin vacaciones. A todos esos síntomas hay que sumarle el estrés por la cantidad de tiempo que se pasa en la oficina. Con el tiempo, esto es una bomba que termina por estallar cuando menos se espera.

La Organización Internacional del Trabajo (OIT), dijo que las personas que trabajan más de 55 horas semanales, son las que más riesgos corren de morir a causa de esta enfermedad, mientras que las personas que trabajan 40 horas semanales o menos tienen mejor calidad de vida, lo que influye en el bienestar emocional y en la salud.

Con información de ExpokNews

Comentarios

Acerca del Autor

Verónica Sánchez

Periodista y mamá de tiempo completo. Activista en sus tiempos libres y amante de la música.