Portada » Empresa y Entorno » Afore » Todo lo que debes conocer sobre tu Afore
Afore

Todo lo que debes conocer sobre tu Afore

Es importante aclarar que las Afore no son prestaciones de la empresa o del gobierno, sino una forma de ahorrar parte del dinero que ganes durante tu vida laboral para que estas administradoras inviertan tu dinero y pueda crecer poco a poco.

¿Cómo elegir una Afore?

Las Administradoras de Fondos para el Retiro son una especie de alcancías que nos permiten asegurar la recepción de ingresos después de nuestra jubilación.

Lo primero es que, aunque sigas siendo un joven veinteañero, recién graduado y a punto de entrar a tu primer empleo, debes saber que tienes derecho a elegir una Afore, entre más joven inicies este proceso, más dinero tendrás para tu retiro y más agradable será tu vida.

Es importante aclarar que las Afore no son prestaciones de la empresa o del gobierno, sino una forma de ahorrar parte del dinero que ganes durante tu vida laboral para que estas administradoras inviertan tu dinero y pueda crecer poco a poco.

Para elegir una Afore, Principal Financial Group comparte algunos pasos a seguir.

  • Conoce la oferta que existe actualmente en la página de la Consar (consar.gob.mx)
  • Identifica a que Sociedad de Inversión Especializada en Fondos para el Retiro (Siefore) perteneces, de acuerdo a tu edad:
    • SB4 – Hasta 36 años
    • SB3 – Entre 37 y 45 años
    • SB2 – Entre 46 y 59 años
    • SB1 – De 60 años en adelante
    • Revisa el Rendimiento Neto (RN) que te ofrecen las distintas Afores para tu Siefore. (El RN es el indicador que integra las comisiones con los rendimientos de cada Afore)
    • Ya que elegiste la Afore que más te conviene, contacta a un asesor para que te explique cómo se administrarán tus recursos a lo largo de tu vida productiva
    • Haz crecer tu Cuenta Individual de Afore mediante Aportaciones Voluntarias mensuales. Se recomienda que sean de, mínimo, 5% de tu sueldo). Recuerda que estas aportaciones son deducibles de impuestos.
    • Entre más joven inicies a cotizar, podrás lograr un ahorro para el retiro más grande
    • Otro factor importante a la hora de elegir una Afore son los servicios que ofrecen las distintas Afores

Si no cotizas en el IMSS o ISSSTE por trabajar por honorarios o cualquier otra causa es importante que inicies tu ahorro para el retiro por cuenta propia. Todas tus aportaciones serán voluntarias, pero recuerda los beneficios fiscales de este esquema (deducción de impuestos).

¿Cómo cambio de Afore?

Una vez que comiences tu ahorro para el retiro podrás cambiar de Afore siempre y cuando cumplas con algunos requisitos:

  • Tener, mínimo, un año cotizando con tu Afore actual
  • Cuando el cambio sea a una Afore con menores comisiones que en la que estás actualmente

Para tramitar tu traspaso, puedes utilizar tres métodos:

  • Por internet, a través de la página e-sar.com.mx
  • Por teléfono, para que un representante de la nueva Afore te visite e inicie los trámites correspondientes
  • Acudiendo a las oficinas de la Afore a la que deseas traspasar tu cuenta y realizar el trámite en ventanilla

Es importante mencionar que deberás llenar y firmar la solicitud de traspaso que te proporcionará la Afore y entregar una copia de identificación oficial con fotografía y un comprobante de domicilio.

Tu nueva Afore enviará la Constancia de Traspaso a tu domicilio en las siguientes cuatro semanas al trámite, para tu tranquilidad y seguridad; aquí encontrarás toda la información referente al monto transferido. Recuerda que podrás solicitar un estado de cuenta a tu Afore siempre que así lo requieras

En caso de que tu solicitud sea rechazada, la nueva Afore te enviará un documento con las causas. Cabe mencionar que normalmente esto ocurre porque la firma del documento de traspaso no corresponde con la de tu documentación oficial.

Si planeas cambiar de Afore, es importante que pienses tranquilamente esta decisión y que no te guíes sólo por el rendimiento y las comisiones de tu Afore actual, sino también en los servicios y el valor agregado que te ofrecen.

¿Cuáles son las ventajas de las aportaciones voluntarias?

Las empresas suelen hacer aportaciones de 6.5% del salario anual de sus trabajadores; esto quiere decir que 23.7 días de tu trabajo en un año van para tu Afore, ni siquiera un mes de trabajo.

De acuerdo al Artículo 59 de la Ley del Seguro Social, tu patrón puede ofrecer este servicio o tú mismo puedes solicitarlo para que se incluya en el pago de las aportaciones obligatorias mensuales; recuerda que también puedes iniciar tu cuenta individual con aportaciones voluntarias.

Las empresas tienen la ventaja de utilizar el Sistema Único de Autodeterminación (SUA) para individualizar las aportaciones voluntarias por trabajador o hacerlo de forma global, con una cantidad única para todos sus empleados.

Si trabajas de forma independiente, tendrás que poner especial atención en las formas que tu Afore utiliza para captar estas aportaciones voluntarias, ya que hay algunas que sólo aceptan pagos domiciliados, vía internet o en ventanilla.

Es importante mencionar que este tipo de ahorro no está sujeto a montos mínimos o aportaciones forzosas de forma periódica, por lo que tienes la gran ventaja de invertir de acuerdo a tus capacidades actuales.

¿Qué pasa con mi Afore si dejo de trabajar?

Si dejas de trabajar por cualquier circunstancia, debes saber que los recursos de tu Afore permanecerán en tu cuenta individual y seguirán obteniendo rendimientos, sin que nadie pueda hacer uso de tu ahorro hasta que cumplas con los requisitos para hacer un retiro parcial o total.

Debes tomar en cuenta que si tu Afore cobra comisión sobre saldo, ésta se te seguirá cobrando, sin embargo, la comisión sobre flujo desaparecerá al no existir aportaciones.

Si dejaste de cotizar temporal o permanentemente en el IMSS, los recursos acumulados en tu Afore permanecerán hasta cumplir los requisitos del retiro.

Tu cuenta personal como “trabajador inactivo” seguirá gozando de los mismos beneficios que tenías como “trabajador activo”:

  • Altos rendimientos
  • Derecho de traspaso
  • Estados de cuenta
  • Servicios personalizados, entre otros

Tu podrás seguir realizando aportaciones voluntarias y gozar de los beneficios fiscales expuestos más arriba.

¿Cómo puedo hacer retiros parciales de mi Afore?

Otra de las grandes ventajas de tener una cuenta de ahorro para el retiro es que ésta podrá ayudarte si en algún momento quedas sin trabajo, sin embargo, necesitarás cumplir con algunos requisitos plasmados en el Artículo 191 de la Ley del Seguro Social.

De acuerdo a este artículo, existen dos modalidades para retirar la Ayuda de Desempleo de tu Afore, sin embargo, en ambas opciones necesitas tener el Certificado de Baja del Trabajador Desempleado del IMSS que se otorga al cumplir con 46 días naturales sin empleo, contados a partir de la fecha en que te dieron de baja de la empresa en la que laborabas. Asimismo, para hacer uso de este derecho, deberás contar con, al menos, dos años de cotización y un mínimo de tres años con una cuenta. También es importante recalcar que sólo podrás utilizar este beneficio una vez cada cinco años.

El monto que podrás retirar será variable, dependiendo de tu salario base de cotización y va de un mínimo de 30 días a un máximo de 90.

Para realizar el trámite, deberás acudir a la Subdelegación Administrativa del IMSS que te corresponde para solicitar el Certificado de Baja del Trabajador Desempleado para, con ella, ir a tu Afore y solicitar el retiro. Las Afores tienen la obligación de entregarte la cantidad que te corresponde en máximo cinco días hábiles, vía cheque o depósito bancario.

Las modalidades que existen son las siguientes:

  • Inciso A del art. 191
    Si tu Afore tiene como mínimo 3 años de haber sido abierta y tiene un mínimo de 12 bimestres de cotización al IMSS acreditados en tu Afore, podrás retirar el equivalente a 30 días de tu último salario base de cotización en una sola exhibición, con un límite de 10 veces el salario mínimo mensual en la zona en la que te encuentres.
  • Inciso B del art. 191
    Si tu Afore tiene cinco años o más de haber sido abierta, podrás retirar la cantidad que resulte menor entre 90 días de tu salario base de cotización de las últimas 250 semanas o las que tengas, o el 11.5% del saldo de la Subcuenta de Retiro, Cesantía en Edad Avanzada y Vejez.

La cantidad retirada te podrá se entregada en un máximo de seis mensualidades, sin embargo, si comienzas a laborar aún cuando no finalice la entrega de mensualidades, éstas se suspenderán.

Cabe mencionar que estos retiros afectarán el monto final de tu ahorro de jubilación, al modificar el número de semanas cotizadas y el monto que queda en tu cuenta después del retiro. Sin embargo, podrás reintegrar total o parcialmente los recursos sustraídos mediante aportaciones voluntarias. Para calcular la disminución de tu ahorro deberás dividir el monto acumulado de los recursos de la Afore entre el número de semanas cotizadas hasta el momento de realizar el retiro; el monto retirado se dividirá entre el cociente resultante de la operación anterior; el resultado se restará a las semanas cotizadas (por ejemplo: Saldo de la Afore: $100,000; semanas cotizadas: 1,000; cociente: 100. Monto de la ayuda de desempleo: $11,500, entre el cociente (100): 115 semanas descontadas).

También existe un retiro parcial por matrimonio; este retiro sólo se permite una única vez en tu vida, sin embargo, en este caso no se descuentan semanas de cotización.

Para acceder a este beneficio debes cumplir con 150 semanas cotizadas al momento del matrimonio y podrás retirar 30 días de salario mínimo vigente en la Ciudad de México a la fecha de tu boda. Asimismo, deberás cumplir con un par de requisitos: Que tu boda sea después del 1 de julio de 1997 y contar con la Resolución de Ayuda de Gastos de Matrimonio del IMSS.

Para tramitar esta resolución, deberás acudir a la Unidad de Medicina Familiar que te corresponde y solicitar la Resolución de Ayuda de Gastos de Matrimonio para, con ésta, acudir a tu Afore a solicitar tus recursos, mismos que te serán entregados en un máximo de cinco días hábiles vía cheque o depósito bancario.

Fuentes:
http://www.economia.com.mx/como_cambiarse_de_afore.htm
http://www.economia.com.mx/situacion_de_la_afore_si_deja_de_trabajar.htm
http://www.consar.gob.mx/principal/ahorro_voluntario-empleado.aspx
http://eleconomista.com.mx/finanzas-personales/2014/01/19/cuatro-maneras-realizar-ahorro-voluntario
http://afores.org.mx/ahorro_voluntario_afore.html
http://www.consar.gob.mx/principal/info_gral_trabajadores-imss_retiro_parcial.aspx
http://www.afore.com.mx/ayuda_por_desempleo.php
http://www.altonivel.com.mx/41287-como-elegir-tu-primer-afore.html

Comentarios

Acerca del Autor

Medios de Alto Nivel

Medios de Alto Nivel

Medios de Alto Nivel es empresa líder en la publicación de suplementos especializados, en cuyas páginas se abordan temas actuales, con el respaldo de expertos que dan mayor fuerza editorial y la garantía de una información confiable y de calidad.

Agregar Comentario

Clic aquí para comentar