Portada » Consejos y estrategias » Emprendedor » 5 señales secretas de que un día te convertirás en CEO
Emprendedor

5 señales secretas de que un día te convertirás en CEO

No tienes que ser ultra millonario para ser presidente ejecutivo de tu propia empresa.

1. Eres un aprendiz de por vida

Los CEO se dan cuenta de que la escuela puede terminar, pero el aprendizaje nunca. Considera el hecho de que Bill Gates, una de las personas más ocupadas del mundo, encuentra tiempo para leer 50 libros al año.

2. Haces el trabajo sucio que nadie más quiere hacer

Las alabanzas falsas y los contactos pueden ayudarte a subir de puesto, pero el trabajo duro es lo que te ayuda a quedarte en ellos. Las personas destinadas a ser CEO no sienten que haya trabajos indignos. Tomarán el asiento que puedas, siempre y cuando les ofrezca una voz y la oportunidad de probarse a sí mismos.

3. La crítica no te frena 

No, no como la amnesia. Pero para tener éxito, no puedes dejar que los detalles insignificantes permanezcan en tu memoria. No te obsesionas con eso. Aprendes de las situaciones y sigues adelante.  Los grandes CEOs saben cómo aceptar las críticas. Las toman en serio, pero nunca demasiado personales. No se deprimen con la retroalimentación; siguen moviéndose y mejorando.

4. NO tienes un plan de 10 años

¿Dónde te ves en 10 años? Es la vieja pregunta de muchas entrevistas de trabajo. Pero también es engañosa. Nadie sabe qué pasará en 10 años. Cuanto más enredado se esté con un plan rígido, menos abierto serás para aplicar cambios. La mayoría de las personas pasan demasiado tiempo “preparándose” en lugar de actuar. Los grandes líderes entienden que tienen que empezar y, a veces, aprender en el trabajo.

5. Caes “como los gatos”

Los altibajos de tu carrera a menudo pueden sentirse como una montaña rusa. ¿Adivina qué? Esto no cambia cuando estás a cargo de una empresa. Los cambios inesperados en el mercado son una constante. Cuando te enfrentas a una crisis, ¿ves las oportunidades o te paralizas de miedo? Thomas Edison fracasó innumerables veces antes de inventar el foco eléctrico. Al aprender de los fracasos se convirtió en uno de los inventores más prolíficos de la historia. Quienes saben a convertir sus imprevistos en progreso son los que se elevan, y permanecen, en la cima.

Información de Entrepreneur

Comentarios